Nacionales

El presidente encabezó el acto por el Día de la Bandera en Rosario y le tomó la jura a 5 mil alumnos de todo el país

El presidente Mauricio Macri esquivó a los manifestantes por los tarifazos en Rosario, Santa Fe, donde hoy encabezó el acto por el Día de la Bendera en conmemoración del 196° aniversario de la muerte de Manuel Belgrano. La organización se encargó de blindar todo el perímetro de tal manera que el control de quien podía ingresar, fuera total. De esta manera se buscaba garantizar la seguridad del mandatario y también que no pudieran llegar hasta él los reclamos de los comerciantes santafesinos que habían preparado una protesta.

Allí, además, el mandatario le tomó la promesa de lealtad a la enseña patria a más de 5 mil estudiantes primarios de todo el país. Durante su discurso, en varias oportunidades, los motivó para gritar una de sus consignas más conocidas: “Sí se puede“.

“Vamos, no los escucho, sí se puede“, vitoreó el Presidente de la Nación mientras los chicos gritaban una de las frases que también fue central en sus spots de campaña. El mandatario, además, llamó a “trabajar todos juntos” para “derrotar al narcotráfico“. “A la patria la hacemos entre todos“, alentó.

No por casualidad, el Presidente evitó unir el acto nacional a la conmemoración provincial que encabezó más temprano, también en el Monumento, el gobernador Miguel Lifschitz y contó con una multitudinaria asistencia. A las 8.15, el mandatario santafesino, la intendenta de Rosario Mónica Fein y el ministro de Defensa de la Nación, Julio Martínez, izaron la bandera en el mástil mayor, con la participación de excombatientes de Malvinas. Soledad Pastorutti entonó el Himno Nacional y más de 15 mil alumnos hicieron la jura a la bandera.

El grupo principal que pretendía visibilizar la protesta por el aumento de las tarifas de servicios básicos -como la luz y el gas-, es un grupo de comerciantes que tenía preparadas grandes pancartas y que estaba decidido a que el mensaje le llegara al Presidente.

En el Monumento a la Bandera, a donde Macri arribó pasadas las 11, se dispuso un importante operativo de seguridad y restricción de acceso para evitarle un mal trago al Presidente de la Nación. Recién después del acto en el Patio Cívico, el Parque Nacional a la Bandera quedó abierto al público, y allí se podrán realizar paseos tradicionalistas, culturales, de entretenimientos y gastronómicos, entre ellos presenciar el clásico concurso anual de Asadores a la Estaca, que tendrá 50 participantes de distintas localidades del país y delegaciones de Brasil, Chile y Paraguay.acto-santa-fe-dia-de-la-bandera

Relacionadas

Una patota del gremio de Camioneros entró por la fuerza a una empresa y atacó al dueño

Redacción

PreViaje 3: un millón de turistas y un impacto económico superior a los $35.000 millones

Redacción

Alberto Fernández declaró feriado nacional este viernes tras el ataque a Cristina Kirchner

Redacción
Click to Hide Advanced Floating Content
Click to Hide Advanced Floating Content
WhatsApp chat